Algeciras al minuto

  • Diario Digital | Miércoles, 26 de Junio de 2019
  • Actualizado 08:04

La Escuela de Pediatría del Hospital de Algeciras recibe un galardón por fomentar hábitos saludables

La Escuela de Pediatría del Hospital Punta de Europa de Algeciras ha conseguido uno de los Premios Vida Sana que otorgan la Fundación Caser y la Junta de Andalucía con el objetivo de fomentar e impulsar acciones de promoción de la salud y hábitos saludables.

Quimicandy
Quimicandy
La Escuela de Pediatría del Hospital de Algeciras recibe un galardón por fomentar hábitos saludables

La profesora Fátima Delgado, y el supervisor de Pediatría, Francisco Raffo, han recibido esta mención especial en el acto de entrega celebrado en Sevilla, al que han acudido con algunos de los niños que han pasado por esta aula en los últimos meses durante su estancia en el hospital.

El concurso está destinado a los centros educativos sostenidos con fondos públicos participantes en el programa Hábitos de Vida Saludable de Andalucía, y que desarrollan en su plan de actuación la línea de intervención Estilos de Vida Saludable.

Las consejerías de Educación y Deporte, de Salud y Familias, y de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación desarollan el programa de Hábitos de Vida Saludable, con la denominación de Creciendo en Salud cuando va dirigido al alumnado de Educación Infantil, Primaria y Educación Especial, y Forma Joven en el Ámbito Educativo en el caso del alumnado de Secundaria. Este programa aborda las cuatro dimensiones fundamentales en la promoción de la salud en la escuela, como son el currículo, el entorno psicosocial del centro, la familia y la colaboración con los recursos comunitarios que protegen y promueven el valor 'salud'.

El proyecto presentado a estos premios, en la categoría de ‘Creciendo en salud’, por parte del aula algecireña ha llevado por nombre ‘Cuidando de ti’ y se ha basado en la realización de diferentes actividades destinadas a la prevención de la obesidad entre la población infantil, al tiempo que se ha contribuido a disminuir la ansiedad y angustia que puede suponer un ingreso hospitalario.

Para conseguir estos objetivos, se han llevado a cabo desayunos saludables con fruta de temporada y se ha trabajado en el cuestionario ‘Kidmed’ del Plan Integral de Obesidad Infantil de Andalucía de la Consejería de Salud y Familias para que los propios niños comprobaran la calidad de su alimentación. Asimismo, se ha creado un panel informativo en el pasillo de la planta de Pediatría, en el que los menores hospitalizados han colgado información sobre las propiedades de diferentes frutas y verduras, con imágenes de las mismas realizadas de forma atractivas y la pirámide nutricional. Por último, y con la colaboración del Proyecto Diverciencia se ha realizado un taller denominado ‘Quimicandy’ en el que los alumnos han tomado conciencia de la cantidad de azúcar que ingieren cada día, analizando envases de alimentos que consumen a menudo y los problemas de salud que puede conllevar. Además, han conocido las dos plantas de las que provienen el azúcar y realizado experimentos de Física y Química en los que los reactivos han sido golosinas. Este taller ha sido impartido por la profesora  de Diverciencia Nuria Muñoz Molina.

Las aulas hospitalarias buscan ofrecer al alumnado un lugar donde poder continuar el desarrollo normal de sus actividades escolares, sin experimentar ningún retroceso en su trabajo académico. Sin embargo, por sus especiales características tanto desde el punto de vista físico de la propia aula -al estar situada en un hospital-, como desde el punto de vista personal, puesto que son atendidos alumnos con cualquier tipo de problema de salud, requieren un tratamiento especial y una actuación diferenciada en relación a un aula normal. Por ese motivo, la escuela hospitalaria es un lugar abierto y flexible, adaptado a las necesidades de los niños hospitalizados y a su ritmo personal.