Diario Digital | 15 de agosto de 2022 06:11

Logo VectorNOTEESCONDASCMAR-CA_

CGT lamenta la actuación de Vox Los Barrios en contra de los talleres sobre sexo, género, identidad y orientación sexual

CGT lamenta la actuación de Vox Los Barrios en contra de los talleres sobre sexo, género, identidad y orientación sexual

Lo que verdaderamente pretenden es destruir la escuela pública, atemorizar al profesorado y que su doctrina impere con el pensamiento único ultraderechista

CGT Enseñanza Cádiz ha registrado un escrito dirigido a la Delegación Territorial de Educación,  en concreto al servicio de inspección educativa, tras supuestas directrices orales de la inspección de que la actividades de  sexo,  género, identidad  y  orientación  sexual  en el  aula tengan el permiso de los padres y madres del alumnado. Desde CGT hemos preguntado si estas llamadas por parte de la inspección  a las directivas de  los IES Carlos Cano y Sierra Luna  tienen algo que ver con la reciente intervención en el  Parlamento del partido ultraderechista Vox en relación a estas actividades.

El diputado de Vox por Cádiz y portavoz de Vox en el Parlamento de Andalucía, Manuel Gavira, ha registrado una pregunta dirigida a la Consejería de Educación sobre los talleres de diversidad sexual que «se están impartiendo, con carácter obligatorio y sin el consentimiento de los padres, a menores de edad en varios centros educativos del municipio de Los Barrios». En concreto, según la información recopilada por la coordinadora local de Vox Los Barrios, Celia Fuentes.

CGT lamenta la actuación de Vox, pero lamentaría aún más que presuntamente  la delegación de educación de Cádiz pueda estar  supuestamente siguiendo el juego a este partido ultraderechista, más cuando en 2020 la Junta de Personal Docente no Universitaria de Cádiz aprobó un Resolución contra el Pin Parental que estaba difundiendo Hazte Oír.

Desde CGT se comunica que hay que combatir los tabúes, hay todavía asociaciones y partidos ultraderechistas  que siguen considerando que la homosexualidad es una «enfermedad» por ejemplo.  Los contenidos de las actividades complementarias que se imparten en los IES van encaminados a transmitir valores de respeto y tolerancia, prevenir el acoso por homofobia, bifobia y transfobia y visibilizar la diversidad humana. La educación sexual que se imparte consiste en que los estudiantes conozcan las partes de sus cuerpos, cómo lavarlas, el riesgo y la manera de evitar las enfermedades infecciosas, y en fomentar el respeto a uno mismo y a la otra persona en las relaciones. O dar herramientas para denunciar los abusos sexuales. Estas actividades están aprobadas por el Consejo Escolar , recogidas en el plan de centro e integradas en el currículum escolar a través de otras áreas curriculares como son Filosofía, Ciudadanía, Biología, etc. e impartidas por el departamento de Orientación escolar.

Por su parte, CGT aprobó dos ponencias en su Pleno de la Federación de Enseñanza de CGT en Valencia a mediados de enero sobre «De  la coeducación  a las  pedagogías feministas. Sexo,  género,  identidad y orientación  sexual  en el  aula».  Desde CGT abogamos  por  una  pedagogía  feminista  interseccional concepto  definido  por  Kimberlé  Williams Crenshaw.  Utiliza  el  término  interseccionalidad  como  el  fenómeno  por  el  cual cada  individuo  sufre  opresión  u  ostenta  privilegio  en  base  a  su  pertenencia  a múltiples  categorías sociales.

Por otro lado, para el sindicato, el  resurgir  de  la  Antropología  de  la  Sexualidad  viene  dado  por  líneas  de pensamiento  propias  de  la  construcción  sociocultural  de  la  sociedad.  En  las teorías  sobre  la  sexualidad  hay  un  proceso  que  va  desde  el  desvanecimiento gradual  de  la  biología  al  énfasis  en  la  organización  social  y  cultural.  El  paso  de  la biología  a  la  cultura  es  el  sostén  en  que  reposan  las  bases  de  la  nueva sexualidad.

Aunque a veces  el  sexo no  está  en los  cromosomas. Tradicionalmente  la  medicina  ha  catalogado  a  las  personas  en  dos  categorías: hombres  y  mujeres.  Sin  embargo,  la  ciencia  demuestra  que  hay  diversidad,  en medio,  entre  los  cromosomas  XY  y  los  XX.  A  esta  variedad  se  les  ha  llamado Síndromes.  A  pesar  de  ello,  se  ha  colocado  una  etiqueta  varón  vs  mujer  a  la persona  con  dicho  «síndrome».  Por ejemplo, el síndrome  de  Morris  o  feminización  testicular  es  una condición  genética  presente  en  una  persona  con  los  cromosomas  XY  (sexo masculino)  en  la  cual  las  hormonas  encargadas  de  desarrollar  las  características físicas  masculinas  (andrógenos),  no  son  asimiladas  por  las  células.  Esto  hace que  el cuerpo  se  desarrolle  con  una  apariencia  total o  parcialmente  femenina. Desde CGT consideramos que estas particularidades deben ser conocidas por el alumnado en los IES  a través de talleres de educación sexual o través del área de Biología.

La Junta de Personal Docente de Cádiz, a la que pertenece CGT, y los delegados de CGT en la Junta de Personal, votaron a favor de una resolución, que se aprobó, para pedir la retirada de la iniciativa del Pin Parental porque Hazte Oír no hace más que tergiversar, intentar manipular a la ciudadanía, malinterpretar las leyes, discriminando así a los colectivos que no responden a su modelo de familia o de relaciones de pareja. El documento alerta, asimismo, de que la organización deja mal paradas a las mujeres y al colectivo LGTBI. Hoy, la postura no ha variado.

Desde CGT insistimos  que los contenidos de las actividades complementarias están programadas  y organizadas por el centro durante el horario escolar, de acuerdo con  el proyecto curricular, y que son obligatorias. Todo lo impartido está revisado y consensuado y puesto a disposición de padres y madres para su consulta en el Plan de Centro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Noticias de hoy

Lo más leído