Algeciras al minuto

  • Diario Digital | martes, 15 de octubre de 2019
  • Actualizado 15:37

Los traslados de presos de ETA incluyen a Unai Fano, interno en la cárcel de Botafuegos

La Secretaría General de Instituciones Penitenciarias ha acordado el traslado de otros tres internos de ETA a las prisiones de Logroño, Soria y Pamplona, próximas al País Vasco. Según informa Instituciones Penitenciarias, dependiente del Ministerio del Interior, los internos son Javier Aguirre Ibáñez, Unai Fano Aldasoro y Javier Sagardoy.

unai fano junto a arnaldo otegi
unai fano junto a arnaldo otegi
Los traslados de presos de ETA incluyen a Unai Fano, interno en la cárcel de Botafuegos

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, detalló ayer que en los ocho meses de gobierno socialista 20 presos de ETA han sido enviados a prisiones próximas a Euskadi y dos a cárceles de esa comunidad.

Javier Aguirre Ibáñez irá desde Ocaña II a Logroño. Ingresó en prisión el 19 de enero de 2016 y cumple una condena de 6 años y 6 meses por falsificación de documento público y colaboración con banda armada.

Cumplirá las tres cuartas partes de su condena en noviembre de 2020, ha renunciado a la violencia y acepta la legalidad penitenciaria. La Junta de Tratamiento de Ocaña II ha propuesto traslado a centro penitenciario cercano a su vinculación familiar.

Unai Fano Aldasoro, que cumple condena en Algeciras, irá a la cárcel de Soria.

Ingresó en prisión el 18 de diciembre de 2008 y cumple una condena de 19 años y 13 meses por los delitos de organización terrorista, tenencia de explosivos, falsificación de documentos, tenencia ilícita de armas y robo de vehículos.

Cumplirá las tres cuartas partes de la condena en enero de 2024 y asumen la legalidad penitenciaria vigente. La Junta de Tratamiento de la prisión de Algeciras ha propuesto traslado a CP próximo a su entorno familiar.

Javier Sagardoy Lana será acercado desde Soria hasta Pamplona. Ingresó en prisión el 30 de septiembre de 2013 y cumple una condena de 6 años por asociación ilícita.

Cumplió las tres cuartas partes de la condena en octubre de 2017 y la Junta de Tratamiento de la prisión de Soria ha propuesto su progresión a 3º grado, al cumplir los requisitos establecidos en la Ley General Penitenciaria, y su traslado a centro próximo a su vinculación familiar.