Algeciras al minuto

  • Diario Digital | sábado, 06 de junio de 2020
  • Actualizado 02:56

A 24 horas del Brexit

A partir de mañana 1 de febrero, Reino Unido y Gibraltar salen de la Unión Europea.  Así que los campogibraltareños nos enfrentamos a un periodo lleno de incertidumbre, sobre todo, los de la zona Cero de este conflicto como son los vecinos de La Línea.

A 24 horas del Brexit

Pero, como siempre, los ciudadanos de la zona no tenemos ni arte ni parte en este asunto, solo nos cabe esperar y desear la mejor de las suertes a nuestros gobernantes durante la negociación que nos aguarda en las comisiones de coordinación previstas para poner en práctica los memorandos de Madrid-Londres sobre Gibraltar.

Las reuniones de los comités especiales de trabajo comenzarán el próximo 26 de febrero con su constitución, y continuaran con reuniones periódicas que se celebraran en Algeciras. Inquietante este periodo transitorio para los campogibraltareños, así como el de la aplicación definitiva del Brexit el 1 de enero del 2021.

Las comisiones de coordinación previstas según los memorandos son: de derecho de los ciudadanos y trabajadores, de policía y aduanas, y de medio ambiente. La representación española en estas comisiones estará formada por representantes de las tres administraciones (Gobierno de España, Junta de Andalucía y Mancomunidad de Municipios del Campo de Gibraltar).

Una vez deseada suerte a la representación española en esta delicada negociación, donde se juega el futuro de esta comarca tradicionalmente abandonada, olvidada y castigada por la desidia y las falsas promesas de nuestros gobernantes, creo que los campogibraltareños deberíamos de poder decir algo, pero no solo los políticos sino también la sociedad civil.

Y es que como siempre llegamos tarde, pues estas comisiones de coordinación deberían de haber estado constituidas y trabajando antes del inicio del periodo transitorio, que comienza mañana 1 de febrero, para afrontar cualquier contingencia posible en este periodo, como han hecho los gobiernos de Londres y Gibraltar.

Ni el Gobierno, ni la Junta o la Mancomunidad están por lo que veo en los medios de comunicación a la altura de las circunstancias, no hay un plan de contingencia previsto, no hay anunciadas medidas concretas o de puesta en práctica para paliar las consecuencias ya conocidas de la salida del Reino Unido y Gibraltar de la Unión Europea.

Las 112 medidas de la Junta, 60 de las cuales se localizan en el Campo de Gibraltar, son humo, porque cómo quieren afrontar el fuerte impacto del Brexit en toda Andalucía (1.200 millones de euros previstos de pérdidas) con un presupuesto de tan solo cuatro millones de euros. Y el Plan Integral del Gobierno es una promesa que se la puede llevar el viento o los presupuestos. Mientras el desempleo que ya nos devora se puede ver incrementado si el tráfico de la Verja sufre alguna alteración.

Como decía Orwell, ver lo que se tiene delante exige una lucha constante, aunque los síntomas de empobrecimiento colectivo sean cada día más visibles a nuestro alrededor. Sin embargo, lo grave es que nos estamos acostumbrando a esta situación de “planicie en subdesarrollo”, como llama Borrell al Campo de Gibraltar, por el paro, el bajo nivel de rentas, el contrabando, el tráfico de drogas, etc.

Así que el Brexit debería ser el punto de partida para empezar a  cambiar las cosas en el Campo de Gibraltar y establecer las fórmulas alternativas que aseguren de ahora para siempre el porvenir económico de este territorio andaluz tradicionalmente olvidado y castigado por la desidia y las falsas promesas de los gobiernos y partidos políticos de ámbito estatal o autonómico. El Campo de Gibraltar también existe.